Zyprexa: un antipsicótico de moda

Mucha gente se sorprende cuando conocen mi tratamiento psicofarmacológico actual. Es un batiburrillo de todos los tipos de psicotrópicos legales. Dos antidepresivos: venlafaxina + mirtazapina, combinación llamada “california rocket fuel”. No sé si ya se cachondean directamente de las bombas que nos hacen meternos para el cuerpo, pero así se denomina entre profesionales (ya hablé de esto en Una historia más de sobre-medicación: del seroxat al “California Rocket Fuel”). Un ansiolítico o benzodiacepina: rivotril. Un antiepiléptico: topiramato. No soy epiléptica, pero utilizan este medicamento como “regulador del ánimo”, a menudo con los etiquetados como TLP (Trastorno Límite de la Personalidad). A pesar de que en el prospecto no hagan ni mención a este uso del fármaco. Tampoco padezco psicósis, pero tomo dos antipsicóticos o neurolépticos: abilify y, como pastilla “de rescate”, zyprexa. Rescatarme no me rescata mucho… pero quiero dedicarle una entrada a este antipsicótico. Se lo merece.

Parece ser que la zyprexa está de moda. Ayer se comentaba en mi muro personal de facebook a propósito de una breve publicación en la que yo decía:

Recuerdo aquella época en la que un lorazepam me hacía efecto…Y también cuando los tomaba de seis en seis de rescate y no me hacían nada. Qué tiempos aquellos…

Y, en un comentario, añadía:

Cuando tu psiquiatra te cambia (o, en mi caso, añade) antipsicóticos a dosis bajas para tratar lo que las benzos [ansiolíticos] ya no controlan. Todo risas. Y pérdidas de memoria, de concentración. Mucha diversión!

De la quetiapina (otro antipsicótico) “me quitaron”. Pero los ansiolíticos ya no me sirven de pastilla de rescate en casos de crisis, de ahí que me recetaran la famosa Zyprexa. A raíz de los comentarios de otras personas en mi publicación, constaté lo que ya intuía: que es el antipsicótico de moda. En realidad, es una marca. El principio activo es olanzapina y como tal podrían recetártela. Sin embargo, es la Zyprexa lo que solemos consumir. Mmmm, ¿pero qué tendrá esta marca que gusta tanto recetar? El nombre es original, igual que el reloj de marca “zyprexa” que tienen en la unidad de agudos en el hospital en el que yo he ingresado. He escuchado decir a algún psiquiatra que no, que a ellos la industria farmacéutica no les compra ni les influye de ninguna manera. No voy a acusar aquí de nada a nadie, pero comprenderéis que una tenga sus sospechas…

¿Qué puedo decir yo de la zyprexa? A mí me la recetan bucodispensable, se pone debajo de la lengua hasta que se disuelve rápidamente. Así hace efecto más rápido. Intento no tirar de pastilla de rescate porque, como he dicho, me rescata más bien poco. Yo no tengo mucho que decir… Sin embargo, conocí en mi último ingreso a un chico esquizofrénico (por lesión orgánica) que es diabético debido al consumo de la Zyprexa. Aunque me contó que no quiso interponer demanda en su día. Él ya tenía una vida jodida y la zyprexa le remató con la diabetes. Una persona con la que he paseado por la calle y tenía que llevar auriculares puestos, a pesar de mi compañía, para “no oír a la niña”. Y de propina, diabetes.

Nada más que añadir por mi parte. Dejaré que leáis el “experimento mental” que nos propone Robert Whitaker en su magistral libro Anatomía de una epidemia:

Imaginemos que aparece de pronto en nuestra sociedad un virus que hace dormir a la gente doce, catorce horas al día. Los infectados por él se mueven lentamente y parecen emotivamente desconectados. Muchos engordan enormemente (8, 12, 24 e incluso 40 kilos). Sus niveles de azúcar en la sangre aumentan a menudo muchísimo, y también los de colesterol. Cierto número de los afectados por la misteriosa enfermedad (incluidos niños pequeños y adolescentes) pasan con bastante rapidez a ser diabéticos. Aparecen en la literatura médica informes de pacientes que mueren ocasionalmente de pancreatitis. Periódicos y revistas llenan sus páginas con noticias sobre este nuevo azote, que se denomina enfermedad de disfunción metabólica, y los padres están aterrados pensando que sus hijos puedan contraer esa enfermedad terrible. El gobierno federal dará centenares de millones de dólares a científicos de las mejores universidades para que descifren los mecanismos internos de ese virus, y ellos informan de que la razón de que cause tal disfunción global es que bloquea una multitud de receptores de neurotransmisores en el cerebro (dopaminérgicos, serotoninérgicos, muscarínicos, adrenérgicos e histaminérgicos). Todos esos canales neuronales del cerebro están comprometidos. Por otra parte, estudios tomográficos descubren que al cabo de un periodo de varios años el virus reduce el tamaño del cortex cerebral, y esa reducción está vinculada a un deterioro cognitivo. Un público aterrado clama por un remedio.

Pues bien, esa enfermedad ha afectado ya a millones de niños y adultos estadounidenses, porque acabamos de describir los efectos del gran éxito de ventas de Eli Lilly, el antipsicótico Zyprexa.

¡Y luego nos llaman conspiranoicos por posicionarnos en contra de la psicofarmacología!

 



Categorías:Psicofármacos

Etiquetas:, ,

9 respuestas

  1. por qué te tomas la medicación si la percibes tan dañina? No te digo que no lo sea para eso deben pedir analiticas cada seis meses para atajar los efectos secundarios. Un abrazo. Conozco bien lo que es el TLP…..por eso mi pregunta….

    Le gusta a 1 persona

  2. La Zyprexa se viene utilizando desde hace muchos años. Al menos desde 1999.

    Le gusta a 1 persona

  3. Terminar con el mercado de las drogas psiquiátricas, es sin duda, es uno de los puntos más importantes de los actuales movimientos de locxs, usuarixs, ex usuarixs y sobrevivientes de la psiquiatría. El Zyprexa y sus copias baratas son un golpe de adormecimiento, letargo, subida de peso, desarrollo de diabetes y quizás daños peores que aún desconocemos.

    Me gusta

  4. Hola. Que tal? Quería decir a quien le interese que todas esas drogas excipientes y VENENOS que meten en las pastillas en realidad y técnicamente si q son ilegales. Y pongo venenos en mayúsculas X que desde donde provienen los “ingredientes” de veneno de animales (insectos) y plantas peligrosas mayormente del extranjero,solo que no lo dicen en el prospecto.. a veces ni los profesionales lo saben.. y eso es así. Otras lo sacan de sustancias tremendamente tóxicas como litio (si.. el de las pilas) y otras similares.
    Y lo del cloro y la celulosa para los excipientes..
    Curar, curar no curan.. sino lo contrario.
    Gracias.saludos

    Le gusta a 1 persona

  5. He tenido varios brotes psicóticos a lo largo de mi vida pero sólo en el último fui detectada por el Psistema. Yo nunca me he hecho daño a mi misma, nunca me he infligido cortes, aunque muchas veces la angustia se ha apoderado de mí y me ha hecho sufrir. Sin embargo, actualmente no soy psicótica. La psiquiatra se pone muy contenta cada vez que voy a verla, ahora cada tres meses, porque se enorgullece de que esté estabilizada con tan poquita medicación como ella la llama: un inyección mensual de Abilify Maintena 300mg, media pastilla de Lorazepam y el Akineton, para tratar mis síntomas parkinsonianos, los que me provoca el antipsicótico. Yo no lo llamo medicación, lo llamo drogas psiquiátricas y me enferma y me subleva que me las suministren. Te cuento esto porque has decidido cortar la comunicación, debido a que alguien fue a por ti y has dejado que lo consiguiese. Yo creo que tú tienes la preparación necesaria, por tu formación académica y por tu capacidad intelectual, para llevar a cabo la lucha contra el Psistema (yo por ejemplo no, no tengo ninguna cualidad para el activismo). Y es injusto que porque exista un troll o dos o tres o diez o veinte o cincuenta mil, vayas a privarnos de tu carisma y tu conocimiento. Te escribí un correo ayer, era corto. Era sólo un asunto. No me gusta compartir mi correo porque yo soy muy rara. Y en mi correo me siento como si estuviera aquí en este estudio, en mi privacidad. Aunque dentro de unos meses trataré de ponerme en contacto con las editoriales. Yo también he utilizado como materia prima mi experiencia buscando a través de mi vida los pródromos de mi trastorno, Eso de no tener remedio, como tú lo llamas, no encajar y esta ananke, tan extrema, de soledad. Imagino que habrás leído las Políticas de la Amistad de Derrida, yo algún trocito pero un trocito que me fue esencial para saber que pertenezco a una comunidad de anacoretas sin comunidad. Que soy de esas que sólo ama alejándose. Quiero hacerte llegar mi solidaridad porque dijiste que te habían jodido. Eso nos puede suceder a cualquiera, porque yo no sé tú pero yo soy frágil. Al menos espero que le escribas a tu amiga y que te haya servido de desahogo. Esa tan brillante que te dio la pista de que debías cambiar al destinatario de tus escritos. Bueno, te deseo mi paz, es lo mejor que tengo. Y un saludo.

    Le gusta a 1 persona

  6. A mi mevla han recetado para dormir y despues de leer los efectos secundarios no mevatrevo.. Tomo zinosal alprazolam y duazepan y no c9nsigobnibdormirvnindisminuir ansiedad si quizas las ganas de suicidio pero no puedo dormir y dicen que ziprexa me ayudara…. Que hariais?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: